El peligro de las dietas DETOX

Las dietas DETOX se han puesto muy de moda entre las famosas, cosa que ha llevado a que miles de mujeres “anónimas” les sigan, sin saber las consecuencias que pueden tener en su organismo.

El peligro de las dietas DETOX

Este tipo de dietas no son nuevas pero cada cierto tiempo se reinventan y surgen como todo un boom, como ha sido durante esta temporada estival, y es que a diferencia de otras, estas no solo prometen que perdemos peso rapidamente sino que también “limpiamos” nuestro cuerpo por dentro…

Si hasta hace unas temporadas la famosa y peligrosa dieta Dukan estaba de moda, ahora lo que se lleva son las denominadas dietas DETOX, es decir, los batidos verdes.

El peligro de las dietas DETOX

Este tipo de batidos para perder peso se realizan a base de frutas y verduras,y los han puesto de moda las celebrities, a las que vemos a diario con sus vasazos yendo a comprar, a los rodajes, etc.

Ya existe un régimen, que propone estar tres días solo bebiendo este tipo de batidos, aunque hay quien llega a pasarse una semana y luego vienen las consecuencias que no son nada buenas…

El peligro de las dietas DETOX

¿Qué sucede si estás una semana a base de batidos detox?

Comenzamos el primer día, en cuanto el cerebro comienza a dar señales de hambre al estómago, tomamos un batido detox, qué sucede que al contener fruta ( y no os aconsejo sustituirla por más verduras porque también es contraproducente), esto hace que el páncreas comience a segregar insulina para transportar la glucosa a las células.

A la media hora de haber bebido tu primer batido detox, el nivel de azúcar comienza a bajar. Puede ser que comiences a notar que te mareas… Pero es que resulta que debido a la escasez de calorías, al cuerpo le empieza a faltar glucógeno, que es una fuente de energía rápida muy importante para nosotros que se almacena en los músculos y en el hígado.

El peligro de las dietas DETOX

A los dos días de seguir con tu dieta detox, las reservas de glucógeno se han extinguido. A cada sorbo que das, los niveles de insulina se disparan para posteriormente caer en picado, es por eso que comienzas a tener esa sensación de debilidad, de cansancio…

Desde que comenzaste con tu dieta, ingieres más o menos la mitad de las calorías que tu organismo necesita, por lo que el cuerpo recurre a gastar otras fuentes de energía, la primera es genial, porque se trata de los triglicéridos que son los responsables de que almacenemos grasa, pero por otro lado, el organismo extrae las proteínas que saca de los músculos y eso es muy pero que muy malo, porque no es que adelgaces sino que pierdes masa muscular, aunque te ejercites a diario.

El peligro de las dietas DETOX

A los tres días, el cerebro está agotado, y el cuerpo comienza a devorar cetona, energía que sale de la quema de las grasas, digamos que es un gasoil de baja calidad y que lo que logra es que te sientas desconcentrada y de mal humor. El cerebro ya nota la falta de aminoácidos, que son imprescindibles para mantener el estado de ánimo. Así que si tienes un carácter que tiende a las depresiones, es muy probable que te sientas triste…

Ahora, los riñones comienzan a trabajar a marchas forzadas para desintoxicar a tu cuerpo de tu supuesta “desintoxicación”, quédate cerca del lavabo porque se va a convertir en tu gran amigo, ya que tendrás que orinar montones de veces, pero lo malo es que el gran porcentaje de zumo que ingieres le da mucha agua a los intestinos por lo que amiga, tendrás también diarrea.

A los cuatro días, tus intestinos están muy molestos contigo, y las vellosidades que lo cubren se comienzan a atrofiar, es posible que la diarrea vaya a peor, comenzando a acercarte a la deshidratación, comenzando a eliminarse ese color rosado de salud de tus mejillas.

Al cabo de ocho días y aún recuperando tus hábitos alimenticios de hace una semana, ahora tienes menos masa muscular para quemar de nuevo todas esas calorías, por lo que se transformarán en grasas, Qué sucede, pues que llega el temido efecto yo-yo…

Está claro que vas a bajar de peso, porque casi no comes, pero es una dieta agresiva, poco sana e ineficaz… La dieta detox se trata de un régimen desequilibrado, que puede provocar flatulencias, hipoglucemia y diarrea y en algunos casos llega a producir acidez de estómago.

Si todas estas consecuencias negativas tiene llevar la dieta detox durante una semana, imaginad que hará en regímenes que he leído de 21 días!!!

¿Te ha gustado el articulo?

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *