El fin de los bloggers en los desfiles

Parece ser que va a haber un punto de inflexión con la entrada masiva de bloggers a los desfiles de moda, comenzando por la New York Fashion Week que parece ser va a limitar la entrada a las personas que se dedican a escribir en blogs de moda.

El fin de los bloggers en los desfiles

Y es que, según Fern Mallis, fundadora de New York Fashion Week y antigua directora de la agencia IMG, en los últimos desfiles de moda, han llegado a haber 2000 personas que, según ella, “no ejercen un rol relevante”.

Según palabras textuales de Fern Mallis: ”No entiendo cómo los diseñadores sientan en tercera fila a un comprador y sin embargo a un bloguero, casi en pañales aún, en el front row. Las cosas tienen que cambiar“.

Ya, en el estreno de Alexander Wang en Balenciaga pudimos ver como se realizaba el desfile en un formato muy íntimo, solo para editores y clientes.

Otra firma que también se ha negado a mostrar al gran público su colección Resort 2014 ha sido Céline, pero esta vez ha sido más por miedo a los clones masivos de sus prendas que por otra cosa.

Pero, realmente, desde Estilos Sin Tilde, como bloggers nos preguntamos ¿quién tiene la culpa de la masificación de bloggers de moda en las pasarelas? Porque hasta hace muy poco, muchas firmas de moda regalaban entradas, prendas, etc para que se escribiera un post sobre ellas…

No creemos que haya que penalizar a todos los bloggers sino que deben elegir quienes representan este gran mundo, un blog de calidad es reconocible no solo por su apariencia, sino que debe tener un punto de vista propio y no ser la voz de las firmas, ser relevante a nivel de tener muchos seguidores y que diariamente publiquen sus artículos…

Pero, después de estas aclaraciones, sigue habiendo, solo en España miles de personas que tienen un blog con este perfil, ¿cómo elegir quien se queda dentro y quien se queda fuera?

Pero también las y los blogueros debemos tener un poco de conocimiento de causa, nosotras, por ejemplo, no se nos ocurriría asistir como “redactoras” a un desfile de moda, porque somos conscientes de que hay miles de periodistas que califican, y pueden describir a la perfección lo que ven y que sí merecen ese puesto de primera fila en un front row…

La polémica está servida!

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *